Saltar al contenido
Las Plantas Medicinales

Té blanco

infusión té blanco

El té blanco: una planta agradable de consumir y con numerosos beneficios

Originario de China, comparte procedencia con el más conocido y consumido té verde. Ambos proceden de la planta Camellia sinensis. Sin embargo, se diferencia en su elaboración con hojas y brotes retirados antes de la planta. Así, conserva sus mejores cualidades antioxidantes, reduciendo el contenido de cafeína y aportando el té blanco beneficios importantes.

Cuando se toma en infusión, es recomendable una dosis de dos cucharadas de hojas de té por cada taza. Para aprovechar bien sus propiedades, la temperatura del agua y el tiempo de reposo son importantes. El agua, aunque caliente, no debe estar hirviendo y bastan de 3 a 5 minutos para extraer del té blanco beneficios saludables y un buen sabor.

Múltiples propiedades y beneficios

Se atribuyen al té blanco propiedades medicinales múltiples y muy interesantes:

  • Ideal para dietas de adelgazamiento. Estimula la quema de grasas.
  • Poderoso antioxidante. Tiene gran cantidad de polifenoles que refuerzan las defensas naturales, retrasando el envejecimiento.
  • Disminuye el riesgo de padecer algún tipo de cáncer, por sus efectos antioxidantes. Principalmente los que afectan a próstata y estómago.
  • Contribuye a reducir la retención de líquidos, por sus propiedades diuréticas.
  • Efectivo antibiótico natural. Ayuda a combatir bacterias, virus y otras infecciones.
  • Fortalece el sistema circulatorio. Previene enfermedades como la ateroesclerosis y elimina el colesterol de los vasos sanguíneos.
  • Alivia los efectos del estrés y combate la fatiga, tanto la física como la mental.
té blanco
Té blanco seco

Precauciones y contraindicaciones

Aunque se destaquen en el té blanco propiedades muy saludables, existen algunas precauciones sobre su consumo:

  • La presencia de cafeína. Aunque menor que en otras infusiones, está en su composición. Eso hace que el té blanco esté contraindicado en embarazadas o mujeres que estén amamantando. Igual precaución rige para personas con hipertensión, diabéticas o que padezcan insomnio.
  • Posibles alergias. Algunas personas pueden sufrir específicamente de alergia a este tipo de té.
  • No es conveniente en caso de anemia o problemas de coagulación. Respecto a la anemia, se atribuye al té blanco la capacidad de reducir la absorción de hierro. Igualmente, puede interferir en los efectos anticoagulantes propios de algunos tratamientos.

Compra aquí tu té blanco

 

[amazon box=»B00VG5QV2O,B06X6BB1JM» grid=»2″]

[amazon box=»B01AXP5CM2,B01GU2KKNS» grid=»2″]

[amazon box=»B01N4LK5CD,B01C4HBYMY» grid=»2″]

¿Te gustan las infusiones y tés? Sigue descubriendo más aquí